Tambores metálicos para miel a granel y el enfoque del ciclo de vida de un producto

04 oct

Tambores metálicos para miel a granel y el enfoque del ciclo de vida de un producto

octubre 04, 2018

Todos los productos tienen impacto sobre el medio ambiente durante todas las etapas de su ciclo de vida, por ejemplo, la extracción de recursos, adquisición de materias primas, producción, distribución, uso (aplicación), reutilización, tratamiento al fin de la vida útil, incluida la disposición final.

Los impactos que ocasionan pueden ser desde leves hasta significativos; y pueden perdurar en el corto o en el largo plazo, a su vez  pueden ser reversibles o irreversibles en el tiempo, no importando cómo sean éstos, pueden afectar un ámbito diferente, por ejemplo, el ámbito internacional, o local.

En todo el mundo se reconoce la necesidad de reducir los impactos adversos potenciales de un producto que pueden ocurrir durante todas las etapas de su vida.

En el alcance que hoy queremos delimitar nos referiremos a la fabricación, y al reciclado de tambores para miel a granel.

Como sabemos la fabricación de tambores metálicos para miel depende de la industria del acero, y más allá de los sistemas de gestión ambiental que con grandes esfuerzos estas industrias implementan,  es una actividad industrial que general aspectos ambientales significativos, como por ejemplo:

En promedio, se emiten 1,7 toneladas de dióxido de carbono por cada tonelada de acero producido, además de numerosos contaminantes gaseosos, las emisiones de polvo juegan un papel especial, no sólo porque se generan en grandes cantidades, sino también por el hecho de que contienen algunas sustancias peligrosas para los seres humanos y el medio ambiente, por ejemplo, los metales pesados. En una acería se producen emisiones de gases residuales con los componentes potencialmente relevantes para el medio ambiente: CO2 NOx, SO2, F, Cd, Cr, Cu, Hg, Mn, Ni, Pb, Si, Tl, V.

Dependiendo del procedimiento se presentan amoníaco, fenol, hidróxido de azufre, y compuestos cianógenos. Además del alto consumo de energía, de hecho,  1 m3 de acero requiere 235.000 MJ de energía para su producción, al cual se asocian cerca de 9.700 kg de CO2 emitidos a la atmósfera. El recurso energético requerido para extraer y refinar el mineral de hierro para la producción de acero es de aproximadamente 26 gigajulios / tonelada.

Hoy se tiene conocimiento que por  cada tonelada de acero usado que reciclamos, ahorramos una tonelada y media de mineral de hierro y unos 500 kilogramos del carbón que se emplea para hacer el coque. Además, se elimina una serie de pasivos ambientales presentes en la explotación de un mineral, como es el ruido y la contaminación atmosférica (polvo en suspensión). Se logra un ahorro energético de un 70%, por esta razón consideramos que es muy importante el reciclado de tambores de metal.

Como mencionamos, todos los productos tienen impacto sobre el medio ambiente, por ese motivo la recuperación o reciclado de tambores metálicos para miel a granel es una alternativa ambiental que incide directamente en el ciclo de vida de estos productos industriales.

 

LIAF CONTROL SRL

Sumando valor a las producciones agropecuarias

Compartir

compartir en facebook compartir en twitter compartir en likedin